Madre y hija con caballo

Autoconocimiento

7 claves para revisar tus creencias

Laura Gutman

¿Cómo podemos revisar nuestras creencias más arraigadas? En ocasiones podemos vernos presos en pensamientos recurrentes que no nos permiten disfrutar del día a día, o que nos influyen a la hora de valorar nuestra realidad.

Abrir la mente y empezar a pensar de otro modo nos puede hacer más felices.

Revisemos nuestras creencias en 7 pasos

1. Cada vez que pretendemos que alguien reaccione o se comporte como consideramos adecuado, revisemos a quién estamos rindiendo tributo. ¿Eso que pedimos es realmente indispensable para nuestro bienestar o responde a pensamientos automáticos?

2. Cuando discutimos –ya sea en el seno de nuestra pareja o con colegas o familiares cercanos–, registremos si estamos aferrados a nuestros pensamientos sobre cómo deberían suceder las cosas o si simplemente nos otorgamos la libertad de aceptar que el otro es alguien diferente a nosotros.

3. Cuando defendemos una idea con pasión –sobre la educación de los niños, una vida saludable...–, evaluemos si nuestro interlocutor se siente amenazado. Si es así, observemos si ese vigor esconde algo que poco tiene que ver con lo que apoyamos.

4. En ámbitos colectivos (grupos, escuelas, institutos, clubes...) a veces nos sentimos incómodos. Asumamos con sinceridad nuestras diferencias para darnos cuenta de que podemos compartir actividades y afectos sin tener que compartir todos los pensamientos o mandatos que circulan.

5. Los pensamientos son libres. Registremos la libertad que podemos asumir si no tenemos miedo para interrogar, investigar y, sobre todo, para equivocarnos.

6. Nuestro juez interno es el más implacable. Tratémonos con dulzura y sepamos que si las ideas se escapan, regresan, cambian o se transforman, nada malo nos puede suceder.

7. Aferrarnos a ideas estáticas nos vuelve esclavos. En cambio, acompañar ideas con liviandad y alegría nos permite cierta libertad y, sobre todo, un acceso al conocimiento más fructífero y nutritivo.

Artículos relacionados