Miedo a perder el control

No eres muy perfeccionista, estás aterrorizada

Detrás de toda esta autoexigencia, toda esta perfección y todo lo que te niegas solo hay una cosa: un profundo miedo a perder el control.

Roy Galán

perfeccionista miedo perder control

5 de octubre de 2018, 14:56 | Actualizado a

Nunca es suficiente para ti.

Siempre crees que algo podría ser mejor.

Que algo podría ser perfecto.

Nunca estás contenta con nada.

Si sacas un 8 quieres un 10.

Si tienes un trabajo quieres otro.

Si bajas de peso quieres bajar más.

Si consigues un logro necesitas repetirlo.

Siempre hay algo más que conseguir.

Como si ese hueco transoceánico que te habita no pudiera nunca llenarse.

Como si te acostumbraras a todo lo que te has esforzado.

Y le restaras importancia.

Y pusieras el contador a cero a cada segundo.

En una exigencia sin límites.

Pero eso solo es miedo.

Es miedo a no controlarlo todo.

Es evitar pensar que un día esto también desaparecerá.

Nunca es suficiente para ti.

Y te castigas.

Y te enfadas contigo misma.

Y te reprendes como si fueras una madre eternamente enfadada.

Porque así aprendiste que era la vida.

Pero la vida son muchísimas más cosas.

La vida es también júbilo y sencillez.

Aprender a soltar.

A no demandarte más.

A aceptar tus imperfecciones.

A que sea suficiente la existencia.

Y a disfrutar de este viaje.

Con un principio.

Y un final.

Etiquetas:  Roy Galán Ansiedad Miedos

Artículos relacionados

También te interesa