Consultorio

"Vivo con mi hermana obsesiva-compulsiva"

Las terapias familiares son un recurso óptimo para ayudar a que la persona que sufre algún trastorno no se sienta enferma o culpable.

Fabiana Monteiro

hermana

25 de abril de 2018, 18:23 | Actualizado a

Tengo una hermana que es obsesiva-compulsiva y que se ha negado a recurrir a la ayuda profesional. Convivir con ella se ha vuelto muy difícil. Para lavarse las manos, puede tardar hasta dos horas.

En el trato es neurótica, por lo que las discusiones son cada vez más frecuentes y entonces salen a la luz acusaciones infundadas, adopta una actitud pueril y utiliza su enfermedad como arma.

¿Qué podemos hacer ante esta situación, que padecemos desde hace veinte años y que nos está enfermando a todos?

Alejandra, México D. F.

Querida Alejandra:

Ciertamente sería deseable que encontrarais la manera de que tu hermana recurra a la ayuda profesional, pues esto podría mejorar la calidad de vida de todos. Un modo posible sería que tú comenzases tratamiento.

Después, ella podría hacerlo también sin ser etiquetada como “la enferma”. Una terapia de familia también podría acercarla al ámbito terapéutico. Independientemente de esto, deberás encontrar espacios para ti misma.

El amor que sientes por tu familia te impedirá abandonarla, pero debe haber tiempos y lugares en los que puedas ocuparte de ti.