Cultura de la violación

4 claves para romper la cultura del abuso

El objetivo no es tanto castigar a los violadores como impedir que se den las condiciones para que estos crímenes vuelvan a cometerse.

Brigitte Vasallo

Violación cultura abuso

30 de abril de 2018, 18:12 | Actualizado a

Hay algunas consignas claves para luchar contra la cultura de la violación.

Cómo combatir la cultura de la violación

Es urgente tener al menos estos cuatro conceptos muy presentes:

1. No es siempre no

No es no: siempre, sin discusión, sin insistir. Definitivamente, hay que abandonar la idea de que un no es el principio de un sí.

Cultura de la violación

Nombrar al monstruo

Cultura de la violación

2. Mis límites son míos

Tus límites son un derecho incuestionable. Tus límites son personales, movibles y subjetivos. Tus límites son tu espacio de seguridad y de confort. Un límite no se debate: se acepta y se respeta.

No eres tú, son ellos

Cultura de la violación

No eres tú, son ellos

3. Es una tarea de todos

Luchar contra la cultura de la violación no puede recaer sobre las personas violadas. Es una obligación común y social que tiene que asumir todo el entorno. Porque el cuerpo no acaba en el límite de nuestra piel sino que se extiende por nuestro cuerpo social.

4. Necesidad de tener espacios seguros

Es imprescindible explicitar con claridad las normas relacionales, y no dejarlo en manos de la subjetividad de cada cual. Ser activos frente a las actitudes abusivas. Que no os asuste incomodar a alguien: aquellos que se incomoden se ponen en evidencia a sí mismos y todos los demás podrán estar mucho más cómodos, seguros y tranquilos.

Artículos relacionados